De rugbier a modelo: la reinvención de Thom Evans

Dejar de lado qué hemos sido y afrontar cambios radicales no es nada fácil. Reinventarse, decir adiós a tu antigua vida y construirte una nueva, exige replantearse nuevas ideas, modificar objetivos y superar miedos. Además es necesaria una buena dosis de humildad, disciplina, perseverancia y mucho trabajo.

Cuando cambiamos por deseo personal u obligados por las circunstancias tenemos que pensar de qué recursos disponemos, cuáles son nuestras capacidades, habilidades y talentos que nos definen y dónde podemos buscar esas oportunidades para reinventarnos.

Un buen ejemplo de reinvención es la del ex-jugador de rugby internacional escocés Thom Evans. “Cuando le dicen a uno que no puede jugar al deporte que amas, es un shock tremendo. Pero teniendo en cuenta todo, aún puedo hacer más o menos lo que quiera, menos jugar a algo tan físico como el rugby”.

Thom Evans

Thom Evans

Estadio Millennium de Cardiff, febrero de 2010. Torneo de las Seis Naciones, la cita anual de rugby más importante del hemisferio norte. Se enfrentan en la segunda jornada Gales frente al XV del cardo, Escocia. El equipo escocés ha salido como una locomotora y está pasando por encima a los dragones rojos. Mediada la primera parte, en un placaje no excesivamente duro, la cabeza de Thom Evans se estampa contra el bajo vientre de Lee Byrne, el zaguero galés. Evans no se mueve, parece que el golpe en el cuello es más grave de lo que en un principio podría parecer. Inmovilizado por las asistencias sanitarias abandona el campo y es trasladado de urgencia a un hospital de la capital galesa. Hay un momento en el que se llega a temer por su vida. Dos intervenciones quirúrgicas evitan el peligro de parálisis. Thom Evans se recupera pero su columna vertebral está bastante dañada, lo que le lleva a abandonar la práctica del rugby profesional.

En 2010 Thom Evans tenía sólo 24 años, y ¿ahora qué?. La única solución es reinventarse, dar un giro total a su vida, experimentar, empezar algo nuevo a base de trabajo, esfuerzo, insistencia y mucha ilusión.

Debido a la lesión Thom Evans pasó horas y horas de entrenamiento para recuperar su tono muscular y fortalecer su zona dañada. Y aprovechando su espectacular físico empezó una carrera profesional en la moda. Apareció en el calendario “Dieux Du Stade”, calendario erótico que empezaron protagonizando los jugadores del equipo de rugby Stade Français Paris desnudos y que año tras año ha ido incorporando jugadores de otros clubes franceses. Cada año se encarga el trabajo a un fotógrafo reconocido para conseguir captar las mejores y más sugerentes imágenes. Ha posado para la colección de baño primavera-verano 2013 de la marca D.HEDRAL´s.También ha sido portada de revistas de moda y tendencias de prestigio internacional.

Thon Evans.Foto:Daniel Jaems

Thon Evans.Foto:Daniel Jaems

Podemos concluir que Thom Evans tenía las capacidades y habilidades como deportista para reinventarse con éxito en el mundo de la moda. Pero nada se consigue sin el esfuerzo necesario. Como declaró el rugbier: “Estoy disfrutando con los desafíos de ser modelo y actuar.El mundo de la moda exige la misma disciplina que el deporte”.

¿Qué otros casos conoces de reinventarse con éxito?

 

 

Deja tu comentario